VARIANTE DELTA AFECTA A NIÑOS EN EE.UU.

Según información de las autoridades del departamento de Salud la variante Delta del Covid 19, viene afectando severamente a niños  de los Estados Unidos.

Refieren que se están llenando las camas de las unidades de cuidado intensivo (UCI) de los hospitales en cantidades récord, incluso más que en el punto álgido de la pandemia.

El repunte de casos de coronavirus está causando más ansiedad y enfrentando a los padres de familia, administradores y políticos en todo el pais, especialmente en estados como Florida y Texas, donde los gobernadores republicanos han prohibido que las escuelas obliguen a los jóvenes a usar mascarilla.

Los científicos aún tienen que determinar si la variante Delta, que es altamente contagiosa, causa una enfermedad más grave a las personas o si los niños son más vulnerables a ella.

Pero con la variante Delta avanzando por todo el país, los niños están llenando las camas de las unidades de cuidado intensivo de los hospitales en cantidades récord, incluso más que en el punto álgido de la pandemia.

Muchos son demasiado jóvenes para recibir alguna de las vacunas, que sólo están disponibles para los mayores de 12 años.

Con millones de niños regresando este mes a las aulas, los expertos dicen que lo que está en juego es indudablemente alto.

Aunque las tasas de hospitalización pediátrica por COVID-19 son más bajas que las de los adultos, han aumentado en las últimas semanas, al alcanzar 0.41 por cada 100,000 niños de 0 a 17 años, en comparación con 0.31 por cada 100,000, el máximo anterior que se alcanzó a mediados de enero, según un informe del 13 de agosto por parte de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC por sus siglas en inglés).

Las tasas de infección muy altas “realmente están haciendo que nuestros hospitales infantiles se sientan abrumados”, dijo el doctor Buddy Creech, un especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad de Vanderbilt que ayuda a liderar la investigación sobre la vacuna de Moderna para niños menores de 12 años.

Creech manifestó que probablemente esas inyecciones no estén disponibles durante varios meses.

“Estoy realmente preocupada”, indicó la doctora Sonja Rasmussen, pediatra y experta en salud pública de la Universidad de Florida. “Es muy decepcionante ver que esos números vuelven a subir”.